AETH

407-754-6863 / 407-773-1234

¿Cómo se mueve Dios en los momentos de transición?

Por Lcda. Sarah Gautier

Vivo en el lado este de la ciudad en un vecindario pequeño pero densamente poblado y que está experimentando una rápida transición. He caminado por mi pequeño vecindario, preguntándome: ¿Qué bien puede venir de un vecindario que está pasando por tanta transición?

 

Luego, recuerdo a Rut, Noemí y Boaz. Las historias de la gente común y corriente en un pequeño barrio, llamado Belén, pasando por transiciones. Naomi perdió a su familia y estaba pasando por una transición de depresión. Ruth dejó su comunidad y estaba pasando por una transición de pertenencia. Boaz dejó atrás su temporada de soltería y estaba pasando por una transición de matrimonio. Historias cotidianas y ordinarias de la gente de un pequeño barrio, llamado Belén. Personas que pasan por transiciones y probablemente se preguntan qué bien puede salir de esto.

 

Pero Dios se estaba moviendo a través de estas transiciones. Estas transiciones llevaron al nacimiento del rey David.

 

En esta segunda semana de Adviento recordamos a Belén. El pequeño barrio de transición. El lugar de nacimiento del Rey David durante un tiempo de transición para Rut, Noemí y Booz se convierte en el lugar de nacimiento del Rey Jesús durante un tiempo de transición para María y José. Dios todavía se estaba moviendo en las transiciones.

 

Somos esas personas comunes y corrientes que viven en momentos de transición. Nos preguntamos: ¿Qué bien puede venir de mi vecindario? ¿Qué bien puede salir de mi historia? ¿Qué bien puede venir de mis transiciones?

 

Sin embargo, Belén nos enseña que Cristo nació en el barrio. Cristo nació en una historia cotidiana, ordinaria. Cristo nació en la transición. Encontrarás a Cristo moviéndose en las transiciones.

 

Oración: Abre los ojos de nuestro corazón para ver cómo te estás moviendo en nuestras transiciones.

____________________________________________________________________________________________________________________________

How is God moving in our transitions?
By Por Lcda. Sarah Gautier

 

 

I live on the east side of the city in a small, yet densely populated neighborhood undergoing rapid transition. I have walked, run, and biked through my small neighborhood, wondering: What good can come from a neighborhood undergoing so much transition?

 

Then, I remember Ruth, Naomi, and Boaz. The stories of everyday, ordinary people in a small neighborhood, called Bethlehem, going through transitions. Naomi lost her family and was going through a transition of depression. Ruth left her community and was going through a transition of belonging. Boaz left behind his season of singleness and was going through a transition of partnership in marriage. Everyday, ordinary stories of people in a small neighborhood, called Bethlehem. People going through transitions and probably wondering what good can come from this?

 

But God was moving through these transitions. These transitions led to the birth of King David.

 

On this second week of Advent, we remember Bethlehem. The small neighborhood of transition. The birthplace of King David during a time of transition for Ruth, Naomi, and Boaz becomes the birthplace of King Jesus during a time of transition for Mary and Joseph. God was still moving in the transitions.

 

We are those everyday, ordinary people living in places of transition. Wondering what good can come from my neighborhood? What good can come from my story? What good can come from transitions?

 

Yet, Bethlehem teaches us that Christ was born in the neighborhood. Christ was born in an everyday, ordinary story. Christ was born in the transition. You’ll find Christ moving in the transitions.

 

Prayer: Open the eyes of our heart to see how you are moving in our transitions.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *